Cómo elegir el lubricante adecuado

0
721
lubricante

Usar lubricante es sumamente necesario en todos los sentidos, ya sea porque vamos a jugar con juguetes sexuales o porque vamos a tener una experiencia sexual interesante. En todos estos casos la cuestión es saber cuál de todos los lubricantes es el que se adapta mejor a nosotras y nos permite de una u otra forma vivir esa experiencia única.

lubricante

Si lo que se desea es utilizar lubricantes, antes que nada lo que debe tenerse en cuenta es la salud de uno mismo. No todas las pieles resisten los mismos componentes, algunas son más irritables, otras son más propensas a las alergias, así como también existen las que lo resisten todo. Claro que para ello podemos encontrar productos con diferentes componentes, los hay a base de agua, aceite, o silicona. Sin embargo es de total importancia que se tenga en cuenta que los que no son a base de agua contribuyen a la proliferación de bacterias y puede producir diferentes tipos de infecciones.

Para evitar la confusión y tener una certera elección de tu lubricante ideal, ten en cuenta lo siguiente:

  • Los genitales de la mujer son una zona muy delicada y muy especial, por tanto no será cuestión de probar con todo lo que te ofrezca el mercado. Evita el hecho de experimentar reacciones con esa parte de tu cuerpo, y consulta previamente a tu ginecólogo que seguramente te ayudará a, por lo menos, decidir a base de qué debe ser tu lubricante. Después quizás puedas darte el lujo y la libertad de escoger el que creas conveniente.
  • Si vas a decidir por tu cuenta, lo recomendable es que utilices aquellos que son a base de agua y evites los que tienen otra forma de preparado. Digan lo que te digan, evita optar por ellos.
  • El lugar donde los compres debe ser un lugar completamente higiénico y de seguridad. No importa si se trata de una farmacia o una tienda sex shop. Lo importante es que la higiene se note en el lugar, y ellos estén guardados en condiciones óptimas. No utilices productos que han estado en exhibición o al sol.
  • Ten en cuenta que los lubricantes a base de aceite no solamente reducen la posibilidad de embarazo, debido a que producen daños a alguna clase de espermas y además son muy propensos a causar irritaciones e infecciones vaginales. Además, por lo general no suelen ser compañeros de los condones, llegando a debilitarlos, incluso romperlos.

Publicación recomendada:

¿Y tú qué opinas? Deja un comentario...

Dejar respuesta